Los secretos del pimiento en tu dieta

Pimientos rojos, verdes, naranjas o amarillos, grandes o muy chicos, dulces o picantes, los hay para todos los gustos y para todos los platos.

Los populares pimientos aportan una excelente cantidad de vitaminas y minerales esenciales y muy beneficiosos para nuestro organismo. El pimiento es el fruto de la hortaliza del mismo nombre. Contiene mucha agua y fibra y muy pocas calorías, ayuda a nuestro sistema digestivo y es un perfecto compañero de dietas para perder peso.

Todos los pimientos contienen importantes cantidades de vitamina A y C, así como también de potasio e incluso de ácido fólico. Y en su variedad picante contiene capsaicina, un componente que acelera el metabolismo y disminuye el hambre.

¿Cómo se clasifican?

Se clasifican principalmente por su forma, sabor y también por su color.
Por sabor: pueden ser dulces o picantes. A su vez, los dulces se separan en pimiento morrón (el más popular) y en pimiento italiano (una variedad con piel más delgada y alargada). Los picantes pueden ser de Gernika, piquillo o padrón.
Por forma: pueden ser cúbicos como el pimiento Maravilla de California o más alargados como el pimiento Lamuyo.
Por color: pueden ser verdes, amarillos, naranjas, rojos y hasta morados. Dependen de sus condiciones de cultivo y momento de cosecha.

Beneficios de los pimientos rojos y verdes

La principal diferencia entre el pimiento rojo y el verde es su madurez. El verde ha sido cosechado más temprano a su maduración; el rojo cuando estaba más desarrollado. También contienen diferentes aportes y valores nutritivos:

Pimiento verde: tiene un sabor un poco más amargo que otros pimientos. Es rico en fibra y vitamina E y C. Una taza de pimiento verde picado contiene 119,8 miligramos de vitamina C, y nuestro cuerpo necesita entre 75 y 90 miligramos diarios. La misma cantidad aporta 0,55 miligramos de vitamina E y debemos consumir cerca de 15 miligramos diarios.
Es un excelente ayudante de las defensas de nuestro cuerpo y puede competir con los cítricos, que solemos considerar que son los que mejor aportan vitamina C.

Pimiento rojo: es más dulce que el verde. Además, como han tenido tiempo de madurar contienen dos veces más vitamina C que los verdes y hasta 9 veces más vitamina A.
También son una buena fuente de vitamina B6, que actúa como diurético, y de magnesio. Esta combinación de vitamina y mineral ayuda a reducir la ansiedad.

¿Cuál es la mejor forma de comerlos?

Están presentes en pizzas, ensaladas, salsas, aderezos, y deliciosos platos. Rellenos, en tiras, en cuadritos, y hasta decorativos. Existen muchas maneras de consumir pimientos desde asados o en platos muy elaborados, hasta crudos y puros.
La mejor forma de comerlos es crudos, puede ser en meriendas acompañados de ricos aderezos, o en también en ensaladas con atún o pollo.

En Dieta Proteinada Método SUICO, está permitido incluir el pimiento desde la primera fase. El pimiento verde está incluido entre las verduras y hortalizas autorizadas para 200 gr. por ingesta, y el pimiento rojo, es una de las hortalizas limitadas a un máximo de 50 gr. por ingesta.
Para organizar buenos menús en nuestra dieta, lo ideal es mezclar verduras y hortalizas, crudas y cocidas en nuestra alimentación diaria.
Buen provecho!!!!

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario